Noticias

¿Eres “primíparo” y quieres pasar incógnito? Aquí están los tips

diegocoronado
18/10/2016

Foto: flickr.com/cc/indigoskies

La experiencia de la universidad es una de las más “bacanas” y disfrutables de la vida, si se sabe vivir. Sin embargo, ser primíparo en la universidad es como llevar un letrero en la espalda, muchos lo notan desde lejos.

Los primeros días de universidad pueden ser un mundo de fantasía pero tú no puedes actuar así, no se trata de ser serio y maduro, se trata de eliminar las pistas. Es como un juego y acá te enseñaremos como hacerlo. ¡Presta atención!

Número uno:
Evita, por lo que más quieras, estar y caminar por tu universidad en grupo de más de 4 personas, es multitud, además que la mayoría al no conocer mucha gente y tener tiempo libre se reúnen en grupos grandes y los distingue las ganas de querer llamar la atención, hablando duro y riendo fuerte.

Número dos:
Al iniciar la universidad es usual que en algunos momentos se nos corra el tiempo, pase algo y en serio vayamos con retraso a clase, pero he ahí el punto: los primeros semestres el afán por llegar a clase puntual nos delata, entonces, si eres primíparo evita correr camino a la universidad, excepto si tienes parcial, te aseguramos que apenas entres y mires a los demás, nadie estará corriendo a clase.

Número tres:
Sé prevenido, es frecuente que los estudiantes antiguos suelan hacerle bromas a los primiparos por fastidiarles la vida y en este error caen casi todos. Cada Universidad suele tener su propia modalidad, así que evita de cualquier manera caer en esas trampas que por lo general siempre son las mismas.

Número cuatro:
A la hora de ir a tomarse un trago con el grupo de amigos debes tener en cuenta o mejor debes saber tomar. No pasar por el “media copa” que con dos tragos hace show. Recuerda, no eres el único en la zona y en la universidad corren los chismes.

Número Cinco:
Desconfía de todo el mundo, no le creas a los desconocidos, si quieres preguntar algo hazlo directamente con personas que son de la universidad: secretarias, celadores, profesores… no sea que te den una mala información y resultes metido en aprietos.